jueves, 9 de septiembre de 2010

La Justicia se expidió sobre si corresponde o no el impuesto al cheque a depósitos en cuentas de proveedores

La Justicia entendió que no tiene que pagar el tributo sobre débitos y créditos bancarios, ya que el uso comercial no reemplaza el uso de cuentas bancarias. .

Cabe recordar que La Ley 25.345 conocida como Antievasión estableció que los pagos mayores a $1.000 (Pesos un mil) se deben realizarse con determinados medios que implican la intervención de bancos y no pueden hacerse con dinero en efectivo, apuntando a la bancarización de las transacciones.


La ley antievasión autoriza a depositar el pago en la cuenta corriente del proveedor. Pero la ley del Impuesto al Cheque fija que pagarán el impuesto los movimientos bancarios, tanto los débitos como los créditos, al 0,6 por ciento.

En tanto, un dictamen de la Dirección Técnica de la AFIP (DAT 15/04) determinó que la cancelación de obligaciones con proveedores implementada mediante depósito de sumas de dinero en efectivo en las cuentas bancarias de los mismos -mecanismo de pago autorizado por la Ley Antievasión- se encuentra alcanzado por el Impuesto al Cheque, por lo que el contribuyente que realiza el pago, debe ingresar el gravamen.

El dictamen indicó que el uso de un mecanismo organizado de pago que reemplaza el uso de las cuentas bancarias para cancelar las deudas comerciales se encontraría dentro de la materia imponible. El contribuyente que depositó efectivo en la cuenta del proveedor, al no pasar por el banco por no extender un cheque, debería pagar el impuesto con un ingreso directo.

De esta manera a los que cobran en efectivo (hipermercados, estaciones de servicio, etc.) sólo les quedaría depositar lo que cobran para luego pagar a sus proveedores con un cheque propio. De esta forma se paga el Impuesto al Cheque por los dos movimientos.

Con este fallo se permite el pago en efectivo depositando directamente en la cuenta bancaria del proveedores y de esta manera el contribuyente se ahorra el Impuesto al Cheque que pagaría si depositara el dinero en su cuenta y luego el impuesto que pagaría por el cheque que emite (un 1,2% en total).

Otra manera de cumplir con la Ley Antievasión sin tener que pagar el Impuesto al cheque es cancelar las deudas comerciales con los endosos de cheques de terceros que autoriza el Banco Central.

No hay comentarios: