domingo, 12 de octubre de 2008

Recorrer latinoamérica de manera económica

Comentaré una manera económica de recorrer parte de América Latina. Lo he rehalizado con tres amigos hace muchos años y resultó una gran aventura. Hace una semana consulté en las líneas de ómnibus en la terminal de Buenos Aires y aún se sigue realizando el recorrido desde la capital de Argentina hasta la de Perú. Comentaré brevemente.
Son dos las compañías que los realizan: Ormeño y El Rápido Argentino. El costo es de $515. Alrededor de U$S 150. Parten de Bs. As. tres veces a la semana, pero en distintos días. La partida es a las 18 hs. llegando a Lima a las 14 hs. del tercer dìa. Se dirige a Mendoza en Argentina, cruzando este país de este a oeste. Cruza al vecino país de Chile, llegando a la ciudad de Santiago de Chile capital de esta nación. De allí se recorre Chile hasta el límite con Perú, pasando por La Serena, playa chilena, recorriendo de punta a punta la Puna de Atacama. Debo aclarar que las dos compañías solo prestan servicios de coche semi-cama. Se recorre la imponente cordillera de Los Andes (no apto para fóbicos a las alturas o a los abismos).
Ya en Perú se hace escala en alguna ciudad, según la empresa elegida- puede ser Tacna- para finalmente llegar a Lima, su capital. En Perú, sitio que habitaran los incas hay mucho por ver. La primera impresión cuando uno está entrando a Lima es : qué hago yo aquí? Se vé mucha pobreza. Ayuda a esta imagen el hecho que casi nunca llueva allí y todo esté cubierto de polvillo. Pero tiene, aparte de su centro histórico, Barrios realmente muy bellos, como Miraflores. No se debe omitir comer el ceviche, plato realizado con pescado crudo: exquisito. También he probado ceviche de langostinos: delicioso.
Por supuesto, no se puede dejar de ir a Cuzco y allí se toma un tren hasta Machu Pichu, lugar increíble. Esto será tema de otros artículos.
Se puede continuar en colectivo hasta Tumbes, frontera con Ecuador, donde te recomiendan visitar una isla, pero esta no es tan interesante como la promocionan. Una vez que se cruza la frontera con Ecuador- Aguas Verdes- se puede tomar otro ómnibus hasta la ciudad de Guayaquil, moderna, impactante. Posteriormente seguir a Quito, declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad, vale la pena conocerla, al igual que Lima en Perú. Un poco más al norte de Quito, ciudad colonial en la parte céntrica, se encuentra "la mitad del mundo". Obligatorio ir: allí se cruzan los cuatro hemisferios: el viajero refresarça a su país con un certificado que deja constancia que uno ha recorrido los cuatro hemisferio en aproximadamente un minuto: "Más ràpido que un astronauta".
Recomiendo regresar en bus hasta La Paz en Bolivia, luego conocer el lago Titicaca y por último tomar un tren hasta Villasol, localidad boliviana limítrofe con Argentina. Se cruza la frontera y nos encontramos en La Quiaca, ciudad ícono, desde ahí parte otro bus hasta la ciudad de Resistencia capital de la Provincia del Chaco, pasando por Jujuy y Salta.
Para regresar a la ciudad de Reconquista, en la provincia de Santa Fe, en otro autobus.
Un gratísimo recuerdo.

No hay comentarios: