miércoles, 12 de marzo de 2008

LA SUCESIÓN EN LAS EMPRESAS FAMILIARES

Tan sólo un 30 por ciento de las empresas familiares sobreviven la segunda generación y menos del 5 por ciento llega a la tercera. Cabe entonces la pregunta de cuál es la clave para sobrevivir a la sucesión. La respuesta es: la planificación. Esta debe realizarse dentro de la estrategia general de la organización. Sin embargo generalmente no se realiza y resulta muy difícil a los empresarios tomar una decisión, sobre todo cuando tienen más de un hijo.

La sucesión en una empresa familiar representa una de las transiciones más críticas y que mayor preocupación despierta entre los empresarios.

Es menester iniciar el proceso de sucesión con tiempo suficiente para poder abordar y resolver todas las cuestiones que puedan surgir de esta experiencia. Se debe ir preparando a quien vaya a tomar la dirección e ir perfilando visiones y objetivos.

De acuerdo a una encuesta realizada por la fundación española Nexia, el 39% de los empresarios familiares afirma que el tema de la sucesión es uno de los factores vinculados al desarrollo de la compañía que más le preocupa.Sin embargo, el mismo estudio indica que sólo el 28% de los consultados ya tiene establecido quién reemplazará al líder de la empresa y el 40% reconoce no estar haciendo nada para organizar el cambio de mando. “La sucesión en las empresas familiares es un tema muy sensible, muy complicado, y, a pesar de que está en la cabeza de los líderes, se suele postergar su abordaje. .

El proceso de sucesión en general lleva no menos de cinco años, pues es un proceso de madurez. Se recomienda pensarlo cuando la generación en el poder está en la década de los 50 y la nueva generación en el ciclo de comienzo universitario, en forma proactiva y con formalidad

Se pueden señalar como principales pasos a seguir dentro de la panificación de la suceción los siguiente:
- Verificar si están dadas las condiciones internas de la familia sucesora
- Revisar la forma legal de la empresa
- Diseñar una arquitectura financiera para solventar el retiro o cambio de roles de la generación en el poder
- Capacitar a la nueva generación
- Realizar un protocolo escrito

El proceso de sucesión suele ser un momento muy traumático para la empresa, en el que todos los integrantes del sistema entran en crisis, por la existencia de los lazos familiares. Otra circunstancia que hace muy particular a este tipo de sucesión es que generalmente el sucesor tiene que reemplazar un liderazgo muy extenso en el tiempo. Por eso, es un proceso muy difícil no sólo para el que se va, sino también para el que toma el mando, porque el que llega, tiene que hacerse cargo de una empresa en la que el que se va ha dejado un sello indeleble, una forma de hacer las cosas que está profundamente arraigada. De esta forma el sucesor se encuentra muy condicionado.En la sucesión entra en crisis el que deja su función (por la edad y por tener que dejar la actividad), el sucesor (por tener que asumir la responsabilidad), la relación entre ambos (dejan de ser padre e hijo para pasar a ser pares), la organización (los empleados deben adaptarse a un nuevo liderazgo) y la familia (porque todo esto sucede al mismo tiempo

Antes de finalizar remarcamos el papel importante que juega la confección de un Protocolo en las empresas de familia, que sirve tanto para la generación que está en la dirección, como también para las generaciones venideras.

Se recomiendan los siguientes libros referidos a este tema:

· Anderson, R. M. y otros, La Familia en la Empresa, Bs. As., El Ateneo, 1995
· Caivano, R. y otros, Negociación y Mediación, Bs. Aires, ed. Ad hoc, 1997
· Folberg, J. y Taylor, A., Mediación: Resolución de conflictos sin litigio, México, Limusa, 1992
· Galfré, O. y Glikin, L., Familia y Empresa: La planificación de un ensamble particular, artículo Revista Conceptos, UMSA, Año 78, Nº 2, mayo-agosto 2003
· Gallo, M. A., La Empresa Familiar, Barcelona, Folio, 1997 · Ginebra, J., Las Empresas Familiares, Editorial Panorama, 1997
· Glikin, L., Matrimonio y Patrimonio, Bs. As., EMECE, 1999
· Glikin, L., Pensar la Herencia, Bs. As., Emecé, 1ª edición 1995, CAPS, 2ª edición 2000
· Jaffe, D. T., Trabajar con los seres queridos, Bs. As., El Ateneo, 1995
· Neubauer, F., Lank, A. G., La Empresa Familiar, España, Deusto, 1999
· Srebrow, C. y otros, La Empresa Familiar, Terapia Familiar, XVI, N° 21, 1991
· Srebrow, C., Empresa Familiar, Revista Terapia Familiar N° 21, 1991 · Ward, J., Cómo Desarrollar la Empresa Familiar, Bs. Aires, El Ateneo, 1994

1 comentario:

Anónimo dijo...

muy bueno